Left Continuar la compra
La mejicana molienda y frutos secos

No hacemos entregas los domingos
Para mas información revisar políticas de envío aquí

Pedido

Su carrito actualmente está vacío.

Deliciosa Capirotada para la Cuaresma

Deliciosa Capirotada para la Cuaresma

Si eres de las personas que les gusta comer cosas dulces, saladas, suaves y crujientes en un solo bocado… ¡este platillo es para ti! Esta receta puede parecerte medio rara, pero una vez que la pruebes experimentarás una sensación de sabores en tu boca que te hará querer seguir comiéndola.

La capirotada es un postre típico en la época de cuaresma, ya sea para el Miércoles de Ceniza o para los viernes durante este período de vigilia católica en México; es una especie de budín de pan con fruta. Cada región tiene su propia forma de prepararla aunque la base de este postre es el pan, que usualmente es el bolillo o birote que se corta en rebanadas y se deja secar de un día para otro; éste se baña con un jarabe hecho con miel de piloncillo la mayoría de las veces y otras con una mezcla de leche y crema, como es el caso de la capirotada blanca; esta mezcla se pone a cocer con frutas como: plátano, pasas, guayaba y cacahuates, y se cubre con queso añejo.

La receta, como lo menciono anteriormente, cambia mucho en cada región; en algunas ciudades usan otro tipo de quesos y le ponen otras frutas, entre ellas la biznaga y el coco rallado, aunque existen versiones que no llevan frutas; también las hay con ciruelas pasas, nueces, y almendras, y algunas llevan tortillas e incluso cebolla y jitomate. Las variantes son muchas como para mencionarlas a todas ya que cada familia tiene su propia receta.

Ingredientes

  • 1 ¼ taza de piloncillo
  • 1 ½ taza de agua
  • 1 varita de canela
  • 2 clavos de olor
  • ¼ de taza de pasitas
  • 3 cucharadas soperas de mantequilla derretida
  • ¾ de taza de queso Cotija
  • 3 cucharadas de aceite vegetal
  • 16 rebanadas de pan bolillo de ⅓ de pulgada por lo menos de dos días antes
  • ¼ de taza de cacahuates
  • 2 cucharadas soperas de mantequilla en cubos

Preparacion 

  1. Precalienta el horno a 350oF (180oC).
  2. En una olla mediana calienta el piloncillo, la canela, los clavos de olor y el agua a temperatura media para que se derrita el piloncillo hasta formar un jarabe.
  3. Mezcla la mantequilla —previamente derretida— con el aceite y barniza con esta mezcla las rebanadas de pan. Coloca las rebanadas de pan en una charola y mételas al horno durante 8 minutos. Después voltea las rebanadas de pan para que tengan un dorado parejo y déjalas aprox. 5 minutos más hasta que estén de un color dorado ligero.
  4. Ahora sigue el proceso de ensamblar la capirotada: Empieza a colocar las rebanadas de pan en la base de un molde para hornear y cubre cada una de éstas con el jarabe de piloncillo. (Asegúrate que cada rebanada quede bien empapada de este jarabe). Si prefieres remoja el pan en el jarabe primero y luego lo colocas en el molde.
  5. Cubre esta primera capa de pan con queso, pasitas, cacahuates y cualquier otra fruta o nueces que hayas decidido agregar.
  6. Coloca otra capa de pan y continúa con el mismo proceso que en el paso anterior.
  7. Cuando hayas terminado con todas las capas, vacíales el resto del jarabe; cúbrelas con queso, pasitas y cacahuates, y coloca los cubitos de mantequilla encima. Cubre el molde con papel aluminio y hornea por 45 minutos aprox. hasta que todas las capas de pan estén humedecidas y se haya formado una capa dorada.
  8. La capirotada se sirve caliente o fría, según el gusto.