Arbolitos de Navidad de Chocolate 🍫

Arbolitos de Navidad de Chocolate 🍫

La llegada de la temporada navideña es sinónimo de repicar de campanas, olor a canela, bastones de caramelo, galletas de jengibre y muchos platillos y postres más por degustar. Grandes motivos para alegrarse en diciembre ¿no?

La navidad está a la vuelta de la esquina. ¡Es el momento de cantar villancicos y divertirse! Pero antes de subirse al viaje de alegría, es importante recordar el significado de estas fiestas que tanto disfrutamos.

La Navidad representa uno de los puntos de inflexión más importantes en la fe del cristianismo: el nacimiento de Jesús o el Hijo de Dios, que nació en un humilde establo en Belén, de una Virgen Madre María. Se dice que todos los ángeles presentes durante el bendito evento, lo proclamaron salvador de todas las personas, se cantaron villancicos en su alabanza y pastores vinieron a adorarlo y lo colmaron de regalos, gestos que continuamos replicando.

Las celebraciones navideñas comienzan semanas antes de Navidad con la decoración de la casa, la instalación de árboles de Navidad y el intercambio de regalos, de comida y de postres. El 24 de diciembre, la gente visita la iglesia alrededor de la medianoche para escuchar la misa. El día de Navidad está lleno de regalos, reuniones y la comida especial es tradicionalmente una parte importante de la celebración; los platos que se sirven varían de una familia a otra.

Sin importar cuál sea su elección gastronómica, la comida y los postres son una de las formas de expresión del afecto y buenos deseos durante esta época. ¿Quieres decirle a los tuyos cuánto los amas con un bello y delicioso postre? Anímate con estos riquísimos arbolitos de navidad de chocolate.

Ingredientes

Preparación
  1. Precalienta el horno a 180º C. Bate el yogurt con el aceite, el azúcar, una cucharadita de ralladura de limón y el huevo. Añade la harina tamizada con la levadura, y bate de nuevo hasta que se integren perfectamente.
  2. Vierte la masa en un molde de 22 cm de largo forrado con papel sulfurizado. Hornea el bizcocho 20 o 25 minutos y deja enfriar.
  3. Pica muy fino el bizcocho y mézclalo con el queso y con 50 gramos de pepitas de chocolate. Rellena los conos de galleta con la mezcla, presiona un poco, y resérvalos.
  4. Funde dos tercios del chocolate fondant al baño maría. Agrega el resto del chocolate picado y remueve hasta que se funda.
  5. Pon los conos de galleta boca abajo, en una fuente forrada con papel sulfurizado, báñalos con el chocolate y déjalos un rato en el refrigerador. Luego, despégalos del papel con cuidado y decora un tercio con perlitas de azúcar, otro con bolitas de chocolate y otro con coco rallado.
  6. ¡Sirve y disfruta!